lunes, 25 de julio de 2016

La Naturaleza es nuestra fuente de conocimiento, entendimiento y sabiduría.
Cuando nos permitimos despojarnos de las armaduras culturales modernas y damos lugar a la experiencia de sus saberes en nuestra propia dinámica de vida, logramos percibir la perfección, la coherencia y el sentido profundo de cada momento. Así llegamos a la entrega que abre la puerta al remanso que permite al Alma ser una con lo que la rodea...


"Pacha lentamente fue cerrando los ojos, sintiendo que los latidos de su corazón se hacían más fuertes, siguiendo el ritmo de la música que sonaba en su Alma.

Así fueron apareciendo distintas melodías… en algunas eran los pájaros los que la guiaban, y en los ojos cerrados de Pacha, se dibujaban imágenes de alas que surcaban el cielo tejiendo puentes entre la Tierra y el Universo infinito, por donde las personas iban y venían recordando el sentido de vivir en la Tierra."
(Fragmento del cuento "Pacha y los Sonidos de la Naturaleza")

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Y después de un año...

Buenas tardes queridas almitas amigas... Ha sido un largo tiempo el que nos mantuvimos en silencio... De la Tierra aprendimos que a veces...